A veces, algo tan sencillo como devolver una factura, puede tener consecuencias indeseadas. Otras veces, seguramente en la mayoría de los casos y por las razones más diversificadas, un individuo puede no verse capaz de hacer frente al  pago de las cuotas correspondientes de su préstamo/crédito. En ambos casos, las consecuencias pueden resultar ser las mismas: ser inscrito en un fichero de solvencia o de morosidad, y eso, desgraciadamente, tiene consecuencias.

La legislación vigente establece que cuando se incluye a una persona en una lista de morosos, se le debe notificar en un plazo máximo de 30 días. Sin embargo, son muchos los que desconocen su inclusión, y aún más aquellos que no saben cómo salir de la lista. Por esta razón, en nuestro artículo de hoy os hemos preparado una guía completa para averiguar si estáis en RAI.

¿Qué significa estar en RAI?

El RAI, Registro de Aceptaciones Impagadas, es un fichero de morosos que cuenta con una lista muy larga de personas jurídicas endeudadas, por esta razón son muchas las personas que se preguntan cómo saber si están en el RAI.

¿Cómo averiguar si estoy en una lista de morosos?

Estar apuntados en una lista de morosos tiene importantes consecuencias negativas a la hora de querer intentar solicitar cualquier servicio ofrecido por las principales entidades bancarias, organismos o empresas, como, por ejemplo, la imposibilidad de pedir un crédito o un préstamo ante una inminente necesidad económica.

El impago de un recibo, cuota o deuda es el principal motivo que puede llevarnos a ser declarados morosos. Si nos encontráramos en la situación de no haber sido informados de nuestra situación, existe la opción de revisar de forma periódica si estamos apuntados o no en una de estas listas pidiendo el acceso a las bases de datos de morosos.

En España son tres los ficheros de morosos principales: ASNEF, CIRBE y RAI. Cada uno de ellos exige una serie de documentación específica para poder acceder a sus bases de datos y así consultar si nos incluyen en sus listas.

¿Cómo saber si estoy en el RAI?

A diferencia de otros registros o ficheros de morosos, como el ASNEF, el RAI se compone de la información relativa a aquellos impagos, exclusivos de personas jurídicas, de cantidad igual o superior a 300 euros. Está información tiene que estar avalada por uno o más documentos en los que aparezca la firma del deudor reconociendo la deuda (pagarés cambiarios, letras aceptadas, cheques de cuenta corriente y pagarés de cuenta corriente), que  tengan fuerza ejecutiva y que, además, sean de uso en masa por parte del sistema bancario. Si te preocupa que puedas estar registrado en este fichero, existen dos opciones para averiguarlo:

  • La primera forma es gratuita. Puedes dirigirte a tu entidad financiera de confianza y si tienes confianza con tu asesor, es posible que te haga esta consulta sin cobrarte nada. Si no es el caso, también puedes solicitar formalmente un crédito (sin llegar a firmarlo realmente), para que la entidad tenga que hacer la consulta, y si finalmente no lo aprueban, sabrás que es porque apareces en el RAI.
  • La otra manera es a través de la misma página web del RAI, enviándoles un correo a la: helpdesk@ficherorai.com. También existe la posibilidad de contactarles por teléfono llamando al 902 103 406, o bien, dirigiéndose a la propia sede del RAI ubicada en C/ Príncipe de Vergara 132, 1ª, 28002 Madrid.

Exceptuando la primera opción que te hemos propuesto, tienes que saber que las consultas de información nunca son gratuitas. El usuario deberá pagar las consultas por anticipado en la web, a través de los mecanismos establecidos en la propia página. 

Una vez realizada la consulta, se generará de forma automática la correspondiente factura, que se nos enviará por e-mail o podremos descargar directamente de la web. Esto significa que para poder consultar el RAI es obligatorio estar registrado y pagar lo que corresponda para acceder a su base de datos. Por otra parte, es fundamental tener en cuenta que no cualquier usuario puede acceder a los ficheros del RAI.

Según establece el RAI, podrán consultar esta información solamente aquellas personas físicas o jurídicas que acrediten su condición de acreedores, en otras palabras, que presenten documentación que demuestre que han concedido un determinado préstamo de dinero y están pendientes del cobro de dicha deuda.

Aunque tu historial puede ser un factor decisivo a la hora de obtener un préstamo, nosotros de prestamosconasnef.online te ofrecemos la posibilidad de solicitar un préstamo aunque aparezcas en registros de morosidad. ¡No esperes más y ponte en contacto con nosotros!